FANDOM


Los fiordos se caracterizan por ser relativamente largos en comparación con su ancho y por estar delimitados por laderas con pendientes pronunciadas.

La mayoría de los fiordos poseen una constricción en la boca denominada sill o umbral. Se observan tres capas en general: una capa superficial salobre, una capa intermedia y una capa profunda.

Fjord

Diagrama esquemático de un fiordo. Estratificación en tres capas.

Por otro lado, se presentan importantes entradas fluviales, generalmente concentradas en la cabeza del fiordo (es la zona que se encuentra más al interior de  éste), pero también pueden encontrarse en diferentes puntos a lo largo de la costa.

La introducción de agua dulce genera un gradiente horizontal de densidad entre la cabeza y la boca y, por lo tanto, un gradiente de presión en superficie que genera la corriente superficial hacia el exterior del fiordo.

A medida que esta capa salobre se desplaza hacia la costa, su salinidad aumenta producto de la mezcla con el agua de mar ubicado debajo de esta capa. Esta mezcla vertical se llama entrainment. En consecuencia, por continuidad de la masa, se requiere de un flujo desde la boca hacia el interior del fiordo, producido en la capa intermedia. A este tipo de circulación se le denomina circulación estuarina y es principalmente forzada por el entrainment y las descargas de agua dulce.

Fjord

Circulación estuarina y procesos físicos en fiordos [Inall, M.E. et al.].